miércoles, 1 de julio de 2015

Intensas mentes



Intensa-mente está intensa, muy intensa. Esos señores de Pixar siguen bastantes kilómetros más lejos que los demás animadores –y no estoy hablando en términos de animación–. Las construcciones dramáticas y el desarrollo de los personajes que presentan no tienen comparación.

Hace tiempo encontré un video donde Andrew Stanton (el genio que creó Buscando a Nemo y Wall-e) comentaba sobre los preceptos que se habían fijado seguir para crear las historias de sus películas (no historias de amor y no villanos, entre otros más).

Las películas de Pixar no son películas para niños. Son películas animadas, sí, pero con historias geniales. En un nivel muy distinto al de la mayoría de las cintas de animación donde el humor de pastelazo es lo que sostiene una historia cualquiera, sin alma.

Intensa-mente es otra obra de arte, es un todo creado magistralmente, donde cada pieza encaja perfecta en el armado completo. La premisa de la cinta me ha dejado perplejo, la forma como es resuelta es algo soberbio.

Intensa-mente es obra de Pete Docter, el genio que creó Up y Monsters Inc. (en mi opinión una de las premisas más originales del cine), una de las tres cabezas de la hidra mágica de Pixar.


Si no la han visto vayan y disfrútenla, pero advertidos están, la historia es intensa, intensa y emotiva.