sábado, 3 de marzo de 2018

La entrada numero 400


Ya está aquí la entrada número 400 de este blog que a fines de junio, en pleno mundial de futbol, cumplirá cinco añotes. La verdad es que han llegado mucho más rápido de lo que me esperaba y que no me plantee ningún número al cual llegar, sólo esperaba poder seguir escribiendo.

Recuerdo las primeras semanas del blog, tenía una cierta tonta preocupación por tener algo sobre lo que escribir para cada semana y me costaba algo de trabajo hacerlo. Quería tener disciplina al menos en eso. Publicar un escrito a la semana y así obligarme a escribir. Y aunque la verdad es que me costó algo de trabajo hacerlo, porque los primeros textos ya los tenía escritos pocas semanas antes, y por ahí también recurrí a un texto más viejo, sí pude, con más o menos trabajo cumplirme y publicar algo cada semana. 

Ahora, a veces creo que debería eliminar un poco la verborrea, a veces creo que publico más de lo que debiera, pero la cosa es que así han fluido las cosas, las letras, mejor dicho. Y aun así, no escribo todo lo que me pasa por la cabeza, ehhh.

Agradezco a todos los que me han acompañado en este precioso viaje lleno de alegrías y de algunas extraordinarias personas que me han obsequiado mucho más que unas palabras amables que me han llenado el alma de dicha.

Gracias. Brinden conmigo.